Girl holding a retro camera and watching the landscape.

Cuando salimos en una foto con los ojos rojos es porque, en ambientes con poca luz cuando nuestra pupila está dilatada, la luz del flash de la cámara se refleja en los vasos sanguíneos que están situados detrás de la retina. Las personas con ojos claros son mucho más propensas a salir con los ojos rojos en las fotografías, porque el fondo de los ojos oscuros tiene más pigmentos que absorben la luz y atenúan el reflejo.

Para evitar este efecto indeseado en las fotografías existen diversas alternativas. Por un lado, la mayor parte de las cámaras digitales incorporan un dispositivo que produce un doble disparo del flash. En el primer disparo, las pupilas se contraen y en el segundo, que emite la luz necesaria para tomar la foto, se realiza la fotografía ya con las pupilas contraídas, lo que evita este fenómeno.  También se puede utilizar un flash externo que genere una variación del ángulo entre el flash y el objetivo.

Una segunda opción podría ser utilizar un software de edición de imágenes para eliminar los ojos rojos una vez que ya hemos hecho la fotografía. Photoshop, lightroom, picasa o gimp son algunas opciones.

Por último, y si no disponemos de alguna de las posibilidades anteriores, podemos recurrir a un truco casero: mirar fijamente un foco de luz e inmediatamente hacer la fotografía.

 

¿Por qué salimos en las fotografías con los ojos rojos?
0 votes, 0.00 avg. rating (0% score)