Habitualmente se dice que el cine es “el séptimo arte” y este siempre ha ido de la mano de los movimientos artísticos vigentes en cada época, como un ejemplo más de la evolución cultural del ser humano. En ocasiones, como en ejemplos de la etapa surrealista, aún hoy puede sorprender al espectador una imagen potente, como es el caso de “Un Perro Andaluz”, el cortometraje surrealista por excelencia que fue dirigido por Luis Buñuel, y estrenado en 1929 en París.

El objetivo que perseguía el director al crear esta obra fue provocar una impresión y una reflexión moral en el espectador a través de sueños y delirios, en secuencias no lineales que recogen altas dosis de agresividad.

La película tiene un origen onírico debido a que la idea original en la que se basó surgió de un sueño que tuvo Salvador Dalí en el que veía cómo unas hormigas le corrían por las manos y otro  sueño que tuvo Luis Buñuel del que recordó la imagen de una navaja que seccionaba un ojo. Y este último sueño es precisamente el comienzo del cortometraje.

Aunque las imágenes están en blanco y negro, la fuerza de las ideas que quería transmitir el artista queda plasmada desde el primer momento con la disección del ojo, para la que usaron el globo ocular real de una vaca.

“Un Perro Andaluz” refleja temas que eran importantes para Buñuel, como la imagen en clave delirante de su vida cotidiana, los sueños premonitorios, el grupo surrealista de París y las teorías de Sigmund Freud, que influyeron en su trabajo.

El cortometraje también deja entrever en sus escenas, la vida en la residencia de estudiantes donde convivían Dalí, Buñuel y Federico García Lorca, quien se llevaba muy mal con Luis Buñuel.

El nombre de la cinta, “Un Perro Andaluz”, proviene de un libro de poemas escrito por el director años antes. Aunque Federico García Lorca admitió sentirse aludido (e insultado) con el título, Buñuel siempre negó haber pensado en él para dar nombre a la película.

La historia que cuenta el filme puede resumirse como la imagen continua de sueños y obsesiones que se encadenan, moviendo al espectador a la introspección para reflexionar sobre todos los temas que preocupan a los seres humanos.

Un Perro Andaluz, una historia con imágenes vibrantes
2 votes, 5.00 avg. rating (93% score)