Horas antes de las esperadas fiestas de Fin de Año, el Dr. Fernando Llovet, Director Médico de Clínica Baviera, nos da algunos consejos para maquillarnos sin perjudicar a nuestros ojos…
Muchas mujeres no salen de casa sin pintarse los ojos y esto es perfecto, pero hay una parte que nos preocupa. Por eso os vamos a dar unos consejos. Los cosméticos que utilizamos en la zona ocular deben cumplir una serie de requisitos para que no tengamos problemas con nuestra salud visual.
El maquillaje es un complemento más en el mundo de la belleza, pero tenemos que tener cuidado con la composición. Quizás nos deberíamos fijar más en ella que en el precio…
Sin duda la composición es fundamental porque, recordemos, el maquillaje puede estar fabricado con algunos productos que pueden ser desencadenantes de alergias. Es muy importante repasar la composición de cada artículo que compremos, sobre todo en aquellos pacientes que tienen antecedentes de alergias cutáneas.

¿Cuáles son los compuestos que habitualmente dan más alergias?

Normalmente el aluminio, el cobre, el zinc (materiales pesados)… son productos que dan muchas alergias y que van incorporados a este tipo de maquillajes.

makeup

Estas patologías suelen ser leves, pero pueden generar más complicaciones, ¿de qué tipo?

Las alergias producen inflamaciones, pero estos productos pueden producir dos alteraciones que pueden ser de más trascendencia. La primera, úlceras corneales debidas a la manipulación, al ponerse y quitarse el maquillaje, sobre todo en las zonas próximas a la córnea (párpados, pestañas…) cuando se produce contacto con la herramienta que utilizamos, normalmente el pincel. Una úlcera corneal puede convertirse en una lesión grave que puede comprometer la visión en el futuro. Por lo tanto, hay que tener muchísimo cuidado cuando, por ejemplo, utilizamos la máscara de pestañas. Si por un descuido rozamos con el cepillo de la máscara en la córnea podemos provocarnos una úlcera corneal.
El segundo problema que se puede producir por el mal uso del maquillaje, además de la úlcera corneal, son las infecciones. Por eso hay que tener mucho cuidado en la manipulación y debemos estar muy atentos a la higiene y a no compartir el producto. Los recipientes de maquillaje los abrimos y cerramos en multitud de ocasiones y debemos mantener una higiene,  ya que dentro de nuestros ojos hay una flora bacteriana (saprofitas) que, a su vez, protegen el ojo. Si sobreinfectamos esta flora bacteriana podemos enfrentarnos a una infección grave o muy grave.
Por eso hay que intentar prevenir y saber que los cosméticos tienen una fecha de caducidad…
Como todos los productos, el maquillaje tiene una fecha de caducidad a partir de la cual debería retirarse del uso.
Los consejos más importantes en esta materia son:
–    Repasar la composición, sobre todo si uno es alérgico, para evitar los productos que puedan desencadenar una reacción.
–    Manipular correctamente y con mucho cuidado los elementos que están en contacto con el maquillaje y con el ojo.
–    Cuidar el producto en sí.
Y también cuidado con las cantidades, intuyo para que no entre producto en el ojo…
Evidentemente, si una persona se pone una cantidad excesiva de maquillaje, hay más posibilidades de que el producto entre en el ojo, ya que entra incluso cuando usamos poca cantidad.

¿Y qué debemos hacer si notamos alguna molestia?

Lo primero que hay que hacer es lavarse con agua y si las molestias continúan, debemos acudir al oftalmólogo. Un problema que puede parecer aparatoso en un primer momento, bien tratado por un oftalmólogo experto probablemente no vaya a más. Pero, como siempre en medicina, es mejor prevenir.

Maquillaje y salud Visual: Consejos si te preparas para nochevieja
0 votes, 0.00 avg. rating (0% score)