Clínica Baviera
Llama gratis
900 180 100

Bye bye gafas con Cirugía Refractiva

Vista nublada: qué es y como tratarla

Los problemas refractivos (miopía, hipermetropía y/o astigmatismo) son, en casi todos los casos, los que causan vista nublada. No obstante, esto se puede deber a otros motivos. En este artículo repasamos las causas más comunes.

Posibles causas

  • Las cefaleas y migrañas pueden afectar a la visión, pero una vez pase el dolor, lo más normal es que su visión vuelva a la normalidad.
  • Fatiga y estrés también pueden ser detonantes de problemas de vista, pero una vez ha pasado un tiempo y con descanso, se  suele recuperar la visión normal. Si los síntomas se prolongan mucho tiempo, deberemos consultar con un médico especialista en oftalmología.
  • Cataratas. Las cataratas se producen cuando el cristalino va perdiendo progresivamente su transparencia, hasta volverse opaco y son una consecuencia normal del proceso de envejecimiento.
  • Una de la complicaciones de la diabetes mal tratada es la retinopatía diabética, que daña los pequeños vasos sanguíneos de la retina, provocando visión nublada y, a la larga, ceguera.
  • El glaucoma es una enfermedad ocular causada por una alta presión intraocular que daña el nervio óptico secundario. Sus efectos son irreversibles y su prevención, por tanto, vital.
  • Degeneración macular asociada a la edad (DMAE). Se trata de una pérdida progresiva de la visión central que afecta a personas de edad avanzada.
  • La presbicia o vista cansada es consecuencia del envejecimiento. El cristalino pierde elasticidad y cuesta más enfocar de cerca.
  • Problemas refractivos
    • Miopía. Los miopes experimentan visión nublada cuando miran a los objetos lejanos, aunque en las distancias cortas ven bien. La causa de la miopía es que, normalmente, el globo ocular es más largo de lo normal.
    • Hipermetropía. El  ojo hipermétrope tiene problemas de visión a distancias cortas, pudiendo ver con mayor claridad a distancias lejanas. La causa de la hipermetropía, al contrario que con la miopía, es que el ojo es más corto de lo normal.
    • Astigmatismo. La imagen se enfoca en distintos puntos de la retina, causando una visión nublada y distorsionada a todas las distancias. Suele aparecer junto con alguno de los dos problemas refractivos anteriores.

Si percibe que no ve bien, debería acudir a un especialista en oftalmología para que determine las causas de la visión nublada y le ofrezca un posible tratamiento. Los problemas de refracción son los más comunes de todos los anteriores. Si usted tiene un problema refractivo, debe saber que la medicina le ofrece posibilidades más cómodas que las tradicionales gafas y lentillas. Conózcalas.

Descarga la guía:

Bolsa de nieve con edificios dentro

Cirugía Refractiva: técnicas

La cirugía refractiva agrupa a un conjunto de técnicas que se utilizan para eliminar o minimizar los defectos refractivos. Existen varias opciones y será el oftalmólogo quien estudie minuciosamente su caso y le recomiende la más adecuada para usted.

Lasik

Esta técnica lleva aplicándose más de 20 años. Por eso, y por sus excelentes resultados, es la más extendida. La operación es segura, sencilla e indolora y se realiza en unos 10 minutos con un tipo de láser específico, llamado Excímer. Consiste en levantar una fina capa de la córnea y dejar libre la capa intermedia en el cual actúa el láser. Tras  aplicarlo durante unos segundos, se vuelve a colocar la capa que hemos retirado, que se adhiere sin necesidad de puntos de sutura . Tras unos minutos de reposo, el paciente puede abandonar la clínica solo con pequeñas molestias que durarán apenas unas horas.

Técnicas de superficie: PRK/Lasek

Consisten en la separación del epitelio corneal mediante una solución especial alcohólica y, a continuación, se aplica el láser Excímer. Por último, se vuelve a colocar el epitelio (en el caso de la técnica Lasek, aunque no en el caso de la técnica PRK) y una lentilla protectora encima. La recuperación es algo más lenta que en el caso del Lasik, pero los resultados son igual de positivos.

Lente intraocular fáquica o pseudofáquica

En los casos en los que la cirugía láser no se puede aplicar, todavía queda la opción de colocar una lente intraocular, ya sea una lente que sustituye al cristalino (lente pseudofáquica) o una lente que se coloca delante del cristalino (lente fáquica).





¿Qué técnicas se aplican en la cirugía refractiva láser?




No hay comentarios

Todavía no hay comentarios.

Escribe un comentario