Clínica Baviera
Llama gratis
900 180 100

Bye bye gafas con Cirugía Refractiva

¿Qué es el astigmatismo y cómo solucionarlo?

Visión borrosa tanto de lejos como de cerca, lo que provoca que no se distingan con nitidez los detalles y las figuras aparezcan distorsionadas. Este es el principal síntoma del astigmatismo, un defecto visual muy frecuente ya que se calcula que afecta, en mayor o menor grado, a un 25 % de la población mundial.

Causas del astigmatismo

De causa mayoritariamente congénita, aunque también puede producirse como efecto colateral de una intervención quirúrgica o un traumatismo, el astigmatismo es un problema refractivo provocado por un defecto en la forma de la córnea, que pierde su curvatura correcta, adoptando una forma elíptica u ovalada.

Esta irregularidad de la córnea, que es la capa externa y transparente del ojo, provoca que la luz procedente de los objetos se enfoque en más de un punto de la retina, lo cual impide una óptima visión desde diferentes distancias.

↓ [TEST GRATIS]: Descubre con sencillas preguntas qué tipo de astigmatismo tienes ↓

Diagnóstico

El diagnóstico del astigmatismo es muy sencillo y fiable mediante un examen oftalmológico estándar, totalmente indoloro, que incluya una prueba de refracción. De esta forma, es posible determinar su causa, grado exacto, si está asociado a otros problemas visuales, como miopía o hipermetropía, o si se trata de un astigmatismo congénito o secundario.

Un problema de fácil solución

Actualmente está plenamente aceptado entre la comunidad científica y profesional que el astigmatismo no es una alteración visual que pueda abordarse desde la prevención. Creencias como que éste pueda desarrollarse, o empeorar, como consecuencia de malos hábitos como leer con poca luz o ver la televisión desde muy cerca son, simple y llanamente, falsos mitos.

Pero que no pueda prevenirse no significa, ni mucho menos, que no existan soluciones para eliminarlo o mitigarlo. Como ocurre con otros defectos visuales provocados por problemas de refracción (miopía, hipermetropía), el astigmatismo puede corregirse, que no curarse, mediante gafas o lentes de contacto.

Pero en la actualidad existen otras alternativas para atajar el problema de raíz: las técnicas quirúrgicas de cirugía refractiva. Son métodos terapéuticos seguros que permiten solucionar fácilmente y de forma eficaz el astigmatismo, liberando al paciente de la obligación de tener que depender siempre de aparatos externos (gafas o lentes) y sus problemas asociados de incomodidad o estéticos.

Descarga la guía gratuita “¿Por qué veo mal?” y descubre las causas por las que puedes ver mal y los posibles tratamientos

La cirugía láser, una garantía de máxima fiabilidad y total precisión

De manera totalmente segura y sin dolor alguno,  mediante técnicas de láser como  la técnica Lasik, un cirujano experimentado es capaz de resolver para siempre el problema del astigmatismo en menos de 10 minutos y sin necesidad de ingreso en un centro hospitalario. Tras un breve periodo de control y descanso en la clínica, el paciente puede volver a su domicilio y seguir con su estilo de vida habitual.

Mediante instrumentos de alta precisión, un cirujano especializado comienza separando el epitelio corneal y, a continuación, se aplica un láser durante un periodo que no llega al minuto para moldear la córnea hasta que adopte la forma adecuada.

Los láseres de última generación, como el láser Excímer, incorporan mecanismos de seguridad que permiten un enfoque de precisión milimétrica, a prueba de movimientos oculares, garantizando así que los impactos tengan lugar únicamente en aquellas partes de la córnea que deben ser corregidas, imposibilitando cualquier daño accidental.

Además de una visión deficiente, un astigmatismo no corregido puede acarrear otros problemas como dolores de cabeza, ojos enrojecidos o fatiga visual, los cuales afectan a la calidad de vida de quien los padece. De ahí que sea necesaria la precoz y rápida solución este problema, algo nada difícil hoy en día por la facilidad de su diagnóstico y la existencia de tratamientos totalmente seguros y efectivos.




¿Por qué veo mal?




No hay comentarios

Todavía no hay comentarios.

Escribe un comentario