La cirugía refractiva agrupa al conjunto de técnicas quirúrgicas que sirven para eliminar o minimizar los problemas refractivos del ojo, es decir, la miopía, la hipermetropía y/o el astigmatismo. En la actualidad, la aplicación del láser constituye la primera elección para corregir este tipo de problemas visuales, aunque existen otras alternativas igualmente seguras y eficaces. El procedimiento más habitual que se emplea en cirugía refractiva láser es el LASIK. Esta técnica es la que se realiza en la mayoría de los casos si la córnea del paciente que tiene un defecto refractivo presenta un grosor normal. El procedimiento consiste en levantar una fina capa de tejido corneal, semejante a una lentilla, y en aplicar el láser sobre la córnea para moldearla. Una vez concluido el uso del láser se vuelve a colocar la capa en su posición natural, sin necesidad de puntos o suturas.

A continuación, el Dr. Jaime Javaloy, oftalmólogo especialista en cirugía refractiva de Clínica Baviera Alicante, resuelve algunas de las dudas más frecuentes entre los pacientes candidatos a este tipo de intervenciones y que quieren decir adiós a las gafas y lentillas.

¿Me puede aumentar la graduación durante el embarazo y el parto?

Las dioptrías no tienen por qué aumentar o variar durante el embarazo o el parto, aunque en ocasiones puede suceder. Esto es bastante más frecuente en mujeres que tienen defectos refractivos elevados y en las que estos problemas refractivos tienden a ser inestables.

¿Qué es un retoque y por qué debe hacerse?

A algunas personas se les realiza retoque porque lo que el cirujano hace durante una operación de cirugía refractiva láser es evaporar tejido de la córnea, la primera de las lentes naturales del ojo, haciendo incidir sobre ella el láser. La reacción de los tejidos a las radiaciones no es igual en todos los pacientes, hay personas con menos sensibilidad que otras a la radiación que emite el láser y, por eso, este le hace menos efecto. Estos son los casos en los que el oftalmólogo puede realizar un “refinamiento” del tratamiento original para corregir posibles defectos refractivos residuales que hayan quedado tras la primera aplicación del láser.

Si me opero de miopía o hipermetropía, ¿me puede aparecer algún otro problema visual?

Cuando una persona se opera de un defecto refractivo puede ser candidata a sufrir cualquier tipo de patología ocular, como glaucoma, desprendimiento de retina o cualquier enfermedad. El tratamiento previo con cirugía refractiva no tiene por qué influir, en la inmensa mayoría de los casos, en la solución a estas patologías.

Si me opero con cirugía refractiva láser, ¿me podré intervenir en un futuro para corregir la presbicia o vista cansada?

Cuando una persona se ha intervenido con cirugía refractiva láser y al cabo de un tiempo aparece la presbicia o vista cansada, puede ser operada de nuevo para corregir este problema sobrevenido. Debe ser el oftalmólogo el que elija la técnica más adecuada en cada caso, bien a través de visión combinada (láser) o bien mediante la implantación de una lente intraocular multifocal.

javaloy

Dudas frecuentes sobre cirugía refractiva
2 votes, 5.00 avg. rating (93% score)