Clínica Baviera
Llama gratis
900 180 100

Bye bye gafas con Cirugía Refractiva

¿Sabes qué es la melanosis conjuntival?

La melanosis conjuntival es un tumor benigno que, en muy escasas ocasiones, evoluciona a maligno. A pesar de que el melanoma surge con mayor frecuencia en la piel, también puede presentarse en el interior del ojo, en la superficie y en los párpados. En concreto, hablamos de lesiones planas de color marrón homogéneo.

Dado que existe un pequeño riesgo de malignización, se aconseja un seguimiento para poder detectar cualquier cambio sospechoso.

Ciertos síntomas pueden alertarnos y motivar una visita urgente al oftalmólogo:

  • Disminución de la agudeza visual.
  • Observación de miodesopsias o moscas volantes.

New Call-to-action

Posibles causas de la melanosis conjuntival

Ciertos factores pueden incidir en el desarrollo de este problema ocular:

  • Exposición a luz solar.
  • Contacto con ciertos  productos químicos.
  • Ciertas patologías previas como melanocitosis ocular, nevo displásico, o nevos de piel.

Existen dos tipos de melanosis conjuntival. Vamos a verlas a continuación:

Tipos de melanosis conjuntival

La melanosis epitelial conjuntival se considera de carácter benigno y suele presentarse en personas de raza negra o de piel oscura. Uno de sus rasgos característicos es que suele ser bilateral (en ambos ojos), aunque no tiene por qué afectar por igual a ambos.

Así, se caracteriza por los siguientes aspectos:

  • Áreas aplanadas.
  • La pigmentación suele ser de mayor intensidad en el limbo y puede extenderse a la periferia de la córnea.

La melanosis adquirida primaria (MAP) es poco frecuente. A diferencia de la anterior, que es bilateral, ésta se presenta de forma aislada en un solo ojo; es decir unilateralmente. Además, afecta principalmente a personas de mediana edad y raza blanca. Asimismo, podemos distinguir dos tipos:

  • MAP sin atipia: proliferación benigna de melanocitos en la capa basal de la conjuntiva.
  • MAP con atipia: trastorno premaligno que cuenta con con un 50% de probabilidades de evolucionar a maligno en un periodo de 5 años.

Hombre rubio con barba durante exploración oftalmológica

Tratamiento de la melanosis

Las lesiones benignas únicamente requieren observación y un examen periódico por parte del especialista en oftalmología.

Por lo tanto, no requieren tratamiento y solo en el caso de crecimiento o cambios en el color y morfología se aconseja la extirpación de la lesión para su examen y descartar una posible transformación a maligno.

New Call-to-action

No hay comentarios

Todavía no hay comentarios.

Escribe un comentario