Llama gratis
900 180 100

Mundo Baviera

Agua en los ojos: cómo lavar correctamente los ojos

3.3/5 - (3 votos)

Aunque es habitual que nos mojemos los ojos, hay que tener en cuenta que el agua en los ojos es un elemento extraño que se debe evitar. Además, el agua puede llevar gérmenes y otros agentes infecciosos que pueden ser peligrosos para nuestro sistema visual. 

Solo en algunos casos, como cuando sea necesario realizar una limpieza ocular, se recomendará que los ojos entren en contacto con el agua. En este artículo te contamos todo lo que necesitas saber al respecto.

¿Se pueden lavar los ojos con agua?

Hay que partir de la base de que los ojos tienden a lavarse y mantenerse hidratados por sí mismos. Gracias a la lágrima natural y al parpadeo continuo, los ojos se mantienen limpios sin necesidad de que se tenga que realizar ninguna acción adicional. 

Sin embargo, en determinadas ocasiones, por ejemplo si entra polvo o tierra en los ojos, sí que será necesario lavarlos de forma específica.

Lo más recomendable será utilizar un colirio o suero fisiológico que son soluciones estériles específicamente formuladas para limpiar los ojos. 

Si no se tiene acceso inmediato a estos colirios, se puede usar agua para realizar el lavado ocular. Esta será la forma más sencilla y rápida para limpiar por completo los ojos y asegurarse de que se ha eliminado cualquier resto de suciedad o elemento extraño que haya podido entrar en ellos. El agua se puede aplicar directamente o también se recomienda humedecer un algodón para aplicarlo sobre los ojos.

¿Cómo lavar los ojos con agua?

Cuando se vaya a echar agua en los ojos habrá que tener en cuenta varios factores para minimizar el daño que esta pueda causar:

  • Que sea agua tratada: Es decir, que sea agua desinfectada previamente, como por ejemplo la que sale del grifo y que ha sido desinfectada antes de suministrarse en la red de agua pública. 
  • Temperatura del agua: Si echamos agua muy fría o muy caliente en los ojos, esto podrá suponer un daño para los mismos. Por ello, es importante probar la temperatura del agua con la mano antes de verterla en los ojos. 
  • Usar abundante agua: Cuando queremos lavar los ojos con agua, suele deberse a que ha entrado en ellos algún cuerpo extraño y peligroso (polvo, arena, polen, sustancias químicas, etc.). Por ello, es importante utilizar abundante agua para asegurarse de que estas sustancias potencialmente dañinas para el ojo son eliminadas por completo. 
  • No frotar el ojo.

Chica lavándose la cara

¿Cómo limpiar los ojos de forma eficaz?

Las formas más recomendables de llevar a cabo la higiene ocular son las siguientes: 

  • Colirios específicos para limpiar los ojos. 
  • Suero fisiológico para aplicación por vía oftálmica. 
  • Toallitas especiales limpiadoras. 

¿Se puede usar agua en los ojos para hidratarlos?

Parte del contenido del ojo es agua, como lo son el humor vítreo y el humor acuoso. La deshidratación altera el balance fisiológico dentro del ojo y puede asociarse con algunos problemas como el glaucoma, las cataratas, el desprendimiento de vítreo y la uveítis

No obstante, esto no significa que echar agua en los ojos sea la mejor forma posible de hidratarlos. Cuando sentimos picor o escozor en los ojos puede deberse a distintas causas. Cuando el problema sea un cuerpo extraño, será necesario limpiar los ojos de forma adecuada a cada situación. Solo si no se tiene acceso a un producto específico y se necesita limpiar el ojo con urgencia, se recomienda utilizar agua. 

Si el problema se debe a falta de lágrima natural (o a una lágrima de una calidad insuficiente para garantizar el bienestar de los ojos), lo más probable es que estemos ante un caso de ojo seco

¿Qué es el síndrome de ojo seco?

El síndrome del ojo seco es un problema muy común. Se produce cuando los ojos no producen suficiente lágrima natural (ya sea en cantidad o calidad) para garantizar la correcta hidratación de los ojos. En estos casos, no se deberá verter agua en los ojos, ya que el agua carece de la composición adecuada para hidratarlos y lubricarlos correctamente. 

En realidad, la lágrima natural de los ojos se compone tanto de agua como de una serie de nutrientes y minerales que garantizan el bienestar del ojo. Por ello, usar simplemente agua no sirve para compensar una lágrima natural insuficiente o de mala calidad. 

Ojo seco y ojo normal

Lágrimas artificiales: tratamiento para el ojo seco

En lugar de echar agua en los ojos para lubricarlos, lo correcto será utilizar lágrimas artificiales. Las lágrimas artificiales son  un producto de venta libre que se puede aplicar tantas veces como la persona lo necesite. Se trata de un producto que imita la composición de la lágrima natural y que se aplica directamente por vía oftálmica, igual que se haría con cualquier colirio. 

Además, las lágrimas artificiales se comercializan en distintos formatos. Entre ellos, cabe destacar el formato monodosis, que permite llevarlo siempre encima (en el bolso, en un bolsillo, etc.). 

De esta forma, se puede tener acceso a una lubricación e hidratación idónea para nuestros ojos independientemente de dónde estemos, lo que asegura su correcto bienestar sin necesidad de tener que limpiarlos con agua. 

Fuentes


Jesus Garcia Arribas
Jesus Garcia Arribas
19/12/2022
Operación de cataratas con resultado perfecto. Trato impecable. Felicidades a todo el equipo.
Javier González
Javier González
14/12/2022
jose luis jimenez diez
jose luis jimenez diez
12/12/2022
Todos encantadores y muy profesionales. Totalmente satisfecho con el trato desde el principio hasta el final. Un 10 Y 5 estrellas.
Beca MC
Beca MC
09/12/2022
Desde el primer momento, todo el personal fue muy amable y atento.
Jaime Sanz
Jaime Sanz
09/11/2022
Un trato excelente del personal de la clinica. En particular de Mar. Gracias por hacer la espera de los pacientes tan agradable
Emilio Camarero
Emilio Camarero
09/11/2022
Muy buena
Desiree Vito
Desiree Vito
21/10/2022
Muy bien todo perfecto
Mari Jose Jiménez
Mari Jose Jiménez
04/10/2022
Muy buena como siempre!!
Oscar Puerta
Oscar Puerta
30/09/2022
Desde el primer momento la atención ha sido realmente totalmente buena y la sensación inicial de profesionalidad inicial, se ha confirmado durante todo el proceso. Explicaciones claras y respuestas concisas a la multitud de dudas que uno tiene cuando va a tomar una decisión tan importante. Muy contento del trato, proceso y resultado.

 

No hay comentarios

Todavía no hay comentarios.

Escribe un comentario