Clínica Baviera
Llama gratis
900 180 100

Mundo Baviera

Punto negro en el ojo: qué es y cómo actuar

En ocasiones, pueden aparecer ciertas manchas en los ojos. Estas manchas se suelen manifestar como un punto negro en el ojo, lo cual llama mucho la atención, ya que se trata de una zona delicada y sensible. Sin embargo, en la mayoría de los casos, no suponen ningún riesgo para la salud visual o general. En cualquier caso, para una mayor seguridad de que no implican ningún riesgo, se puede acudir al oftalmólogo para que lleve a cabo una evaluación y descarte enfermedades o problemas de salud. A continuación te contamos qué significa tener un punto negro en el ojo, así como sus causas, métodos de prevención y tratamiento. 

¿Qué significa tener un punto negro en el ojo?

Un punto negro en el ojo suele aparecer en la esclerótica (zona blanca) o en el propio iris (zona de color), y se puede manifestar como una mancha que va desde el color rosado al negro, además de que puede presentarse de forma individual o en pequeños grupos. Por lo general, se trata de lesiones causadas por la pigmentación del ojo. Esto hace que sean más comunes en personas mayores o en aquellas que han estado expuestas mucho tiempo a la luz del sol..

Este tipo de puntos negros no son peligrosos y no requieren de ningún tratamiento especial. No obstante, se trata de pigmentaciones que conviene vigilar, especialmente para controlar si aumentan su tamaño de forma muy marcada. En general, cuando se aprecie la aparición de estos puntos negros o manchas en el ojo, lo más aconsejable es acudir al oftalmólogo para que lleve a cabo una revisión rutinaria y pueda descartar cualquier otra enfermedad.

Las causas de estas manchas

Las causas que pueden propiciar un punto negro en el ojo son variadas, aunque, al deberse a lesiones asociadas a la pigmentación, en la gran mayoría de los casos, tienden a aparecer en personas de edad avanzada, siendo muy poco comunes en niños y jóvenes. 

Mujer mirándose un ojo en el espejo

Por lo general, la principal causa de este problema es una sobreexposición a la luz del sol a lo largo de toda la vida. Sin embargo, también hay otros motivos que pueden motivar que aparezcan, por lo que es importante vigilarlas para asegurarse de que no implican mayores riesgos.

Asimismo, otras causas que pueden propiciar su aparición son:

  • Síndrome de ojo seco: se produce por una falta de calidad o cantidad de lágrima en el ojo, lo que se traduce en una falta de lubricación natural. En consecuencia, puede producir lesiones en la conjuntiva y en la superficie del ojo, lo que llega a propiciar la aparición de lesiones de pigmentación que se manifiesten como manchas o puntos negros.
  • Lesiones o traumatismos: un punto negro en el ojo puede ser causado por un traumatismo fortuito o como consecuencia de una cirugía. En ambos casos, las manchas suelen ser un efecto secundario de la propia cicatrización.
  • Problemas en la alimentación: este tipo de manchas también pueden ser un síntoma de problemas alimenticios, como la anemia, la falta de algún mineral o vitamina o problemas relacionados con el hígado. Por lo tanto, especialmente si aparecen en jóvenes, es importante acudir al médico para que pueda valorar el estado del paciente y asegurarse de que este tipo de manchas en el ojo no son consecuencia de algún desequilibrio en la dieta o absorción de nutrientes.

Diagnóstico, tratamiento y prevención

Por lo tanto, un punto negro en el ojo no suele ser molesto y no requiere un tratamiento especial. No obstante, es importante que sea el oftalmólogo quien establezca qué pautas son las más recomendadas en cada caso. Por otro lado, suele ser común que aquellos pacientes que presenten un punto negro en el ojo deban complementar su lágrima natural con el uso de lágrimas artificiales que mejoren la lubricación natural del ojo y los párpados.

Asimismo, si lo que se quiere es prevenir este tipo de problemas, es fundamental proteger los ojos de los agentes ambientales que pueden propiciar su aparición, como el polvo, el viento y la luz del sol. Por ello, es recomendable usar gafas de sol muy oscuras y homologadas, las cuales se venden en ópticas profesionales y son las que realmente evitan todos los tipos de radiación solar que pueden dañar nuestros ojos. 

Finalmente, una dieta equilibrada y rica en verduras, como la zanahoria y las hojas verdes (lechuga, kale, canónigos, espinacas, coles, etc.), es la mejor protección interna para nuestra vista, así que es imprescindible prestar atención a esta parte de nuestra salud y rutina. 

Fuentes

Academia Americana de Oftalmología – Sus ojos y el sol

Infosalus – 4 pautas para proteger a nuestros ojos de la luz solar

6 Comentarios

  1. 24 de abril de 202015:34
    dijo:

    Muy buena la informacion amaneci viendo un punto negro ojo izquierdo y me asuste

  2. 28 de junio de 202016:02
    dijo:

    Excelente publicación y explicación. Muchas gracias.

  3. 30 de julio de 202017:08
    dijo:

    Gracias mea servido mucho sus comentarios

  4. 12 de agosto de 202014:13
    dijo:

    Gracias

  5. 8 de septiembre de 202021:06
    dijo:

    Excelente publicación, trae tranquilidad a una adulta mayor!

  6. 22 de noviembre de 202003:13
    dijo:

    Muy buena información. Muchas gracias.

Escribe un comentario