Llama gratis
900 180 100

El blog de la Oftalmología

Autofluorescencia: qué es y para qué sirve

3/5 - (3 votos)

El estudio de la autofluorescencia del ojo es una prueba diagnóstica rápida y no invasiva que se emplea para diagnosticar y obtener información sobre múltiples enfermedades que afectan al fondo de ojo (retina y mácula) con el objetivo de seleccionar el tratamiento más indicado para cada caso.

¿Qué es la autofluorescencia?

El estudio de la autofluorescencia es una prueba que se emplea para la exploración y el diagnóstico de enfermedades oftalmológicas que afectan al fondo de ojo: a la retina y a la mácula. Entre sus características destacan:

  • Que es una prueba rápida que dura unos 5 minutos.
  • Que es muy cómoda, tanto para el paciente como para el profesional que realiza la exploración.
  • Que es un procedimiento no invasivo, especialmente si lo comparamos con otros métodos diagnósticos que emplean los especialistas en patologías de la retina, como la angiografía ocular. El estudio de la autofluorescencia presenta la ventaja de no requerir la inyección de contrastes intravenosos en el torrente sanguíneo del paciente.
  • Que aporta una gran cantidad de información adicional in vivo sobre la situación funcional de las células y los pigmentos de la retina. De hecho, se ha mostrado como una herramienta de gran valor para evaluar y seguir la salud, función y posible deterioro celular de la retina.
  • Que aporta muchos datos sobre el envejecimiento de la retina, de las patologías que pueda presentar y de la evolución y diagnóstico de las mismas. Facilita el diagnóstico precoz y permite detectar pequeños cambios retinianos

¿Cómo funciona la autofluorescencia?

Este procedimiento se basa en una propiedad que tiene el fondo de ojo: la autofluorescencia.

Esta cualidad es una capacidad intrínseca que presenta la retina humana normal y que consiste en la emisión de una luz en el espectro de longitudes de onda de los 500 a los 700 nm. Este proceso se da lugar en la retina, que es una capa situada en el interior del globo ocular compuesta por células que permiten este fenómeno.

En realidad, el principal componente autofluorescente del fondo de ojo es un indicador metabólico llamado lipofucsina, aunque también existen otros componentes autofluorescentes en el ojo, como la melanina.

La lipofucsina es un pigmento de color pardo-amarillento que queda de la descomposición y absorción de los glóbulos sanguíneos dañados y que, en el fondo de ojo y en condiciones normales, forma parte del epitelio pigmentario de la retina (EPR).

Por lo tanto, los cambios en este epitelio pigmentario, que pueden ser indicadores de una enfermedad ocular, como pueden ser depósitos anómalos de lipofucsina o cierto nivel de atrofia, se verán perfectamente cuando el oftalmólogo realice esta prueba.

Ojo azul con destellos amarillos

¿Cómo se realiza el estudio de la autofluorescencia?

Para llevar a cabo el estudio de la autofluorescencia del ojo es necesario seguir estos pasos:

  1. Se dilata la pupila del paciente con gotas (colirios midriáticos) que suelen hacer efecto en unos 15 minutos. La dilatación de la pupila puede provocar en el paciente estos síntomas, que desaparecen pasadas unas horas:
    • Visión borrosa, sobre todo de cerca.
    • Deslumbramientos.
  1. A través de un instrumento, conocido como angiógrafo, se proyecta sobre el fondo del ojo una luz corta y brillante que permite observar el patrón de distribución de la fluorescencia sobre la superficie ocular. Se apreciarán:
    • Zonas de hipoautofluorescencia. Zonas con menos autofluorescencia.
    • Zonas de hiperautofluorescencia. Zonas de florescencia excesiva.

Cada patrón está asociado a una posible patología o situación concreta del estado del epitelio pigmentario de la retina.

  1. Se obtienen imágenes del fondo de ojo que luego serán analizadas e interpretadas por el oftalmólogo.

Por otro lado, existe dos tipos de angiógrafos:

  • Angiógrafos que trabajan con longitudes de onda larga. Muestran la distribución de melanina, otro pigmento de la retina.
  • Angiógrafos que trabajan con longitud de onda corta. Muestran la distribución de lipofucsina.

Actualmente los angiógrafos más usados trabajando con longitud de onda corta.

¿Para qué sirve?

El estudio de la autofluorescencia ha demostrado ser muy útil en el diagnóstico de enfermedades que afectan al epitelio pigmentario de la retina, especialmente cuando se produce alguna alteración morfológica de esta estructura del fondo de ojo.

Por ejemplo, es habitual que se emplee:

Fuentes


Jesus Garcia Arribas
Jesus Garcia Arribas
19/12/2022
Operación de cataratas con resultado perfecto. Trato impecable. Felicidades a todo el equipo.
Javier González
Javier González
14/12/2022
jose luis jimenez diez
jose luis jimenez diez
12/12/2022
Todos encantadores y muy profesionales. Totalmente satisfecho con el trato desde el principio hasta el final. Un 10 Y 5 estrellas.
Beca MC
Beca MC
09/12/2022
Desde el primer momento, todo el personal fue muy amable y atento.
Jaime Sanz
Jaime Sanz
09/11/2022
Un trato excelente del personal de la clinica. En particular de Mar. Gracias por hacer la espera de los pacientes tan agradable
Emilio Camarero
Emilio Camarero
09/11/2022
Muy buena
Desiree Vito
Desiree Vito
21/10/2022
Muy bien todo perfecto
Mari Jose Jiménez
Mari Jose Jiménez
04/10/2022
Muy buena como siempre!!
Oscar Puerta
Oscar Puerta
30/09/2022
Desde el primer momento la atención ha sido realmente totalmente buena y la sensación inicial de profesionalidad inicial, se ha confirmado durante todo el proceso. Explicaciones claras y respuestas concisas a la multitud de dudas que uno tiene cuando va a tomar una decisión tan importante. Muy contento del trato, proceso y resultado.


 

No hay comentarios

Todavía no hay comentarios.

Escribe un comentario