Clínica Baviera
Llama gratis
900 180 100

Bye bye gafas con Cirugía Refractiva

Ojos hinchados: causas y tratamiento

En este blog hemos hablado en varias ocasiones de las causas más comunes de los ojos hinchados. En este artículo vamos a profundizar en por qué algunas enfermedades son las causas de los ojos hinchados.

New Call-to-action

El contorno de los ojos

Cuando hablamos de ojos hinchados nos referimos en realidad a la piel que los rodea, no a los ojos en sí.  La piel del contorno de los ojos es la más frágil y delgada de nuestro cuerpo. El grosor de la piel en esta parte del cuerpo es de entre 300 y 800 micras, cinco veces más fina que la piel del resto de la cara y 10 veces más fina que la piel del resto del cuerpo.

Esta zona del cuerpo está muy expuesta a las agresiones del viento, el sol… Además de a los gestos que realizamos a lo largo del día para parpadear o expresarnos.

Por todas estas razones, la piel del contorno de los ojos es muy delicada y sensible al paso del tiempo, a la alimentación o al cansancio.

 

Mujer rubia con camiseta blanca de tirantes y ojos rojos

Ojos hinchados: sospechosos habituales

Cuando nos referimos a las bolsas que se forman bajo los ojos, los primeros implicados suelen ser los factores genéticos. El abultamiento de la piel bajo los ojos se forma, por un lado por la pérdida de fuerza de los músculos que es normal con la edad, aunque en algunas personas se presenta de forma más acusada o temprana.

En otras ocasiones, las bolsas se forman por la retención de líquido. En este caso los ojos hinchados aparecen al levantarnos, pero se van deshinchando a lo largo del día. La retención de líquidos puede tener un origen genético, pero una mala dieta, por exceso de sodio; o una enfermedad renal o enfermedades relacionadas con la tiroides, también pueden ser las causantes.

Todo esto explica la hinchazón bajo los ojos, pero cuando hablamos de los párpados, las causas cambian. Las alergias y las conjuntivitis son los principales sospechosos en este caso, en el cual también podremos notar los ojos irritados, rojos y secos.

Las alergias pueden ser estacionales o perennes, dependiendo del alérgeno al que seamos sensibles. Es importante identificar dicho agente para poder evitarlo en la medida de lo posible. Las conjuntivitis también pueden ser de tipo bacteriano, vírico o irritativo. Suelen curarse por sí solas en la mayoría de los casos. En estos casos una higiene ocular adecuada puede ayudar a evitar y mitigar los problemas.

La blefaritis, una afección del párpado que suele ser recurrente en los pacientes que la sufren, sería la tercera causa más común de la hinchazón de los párpados. El origen de la blefaritis no es contagioso, si no hormonal y vuelven a ser los factores genéticos los que hacen que unas personas sean más propensas que otras a sufrirla.

Ojos hinchados por cansancio

El cansancio y la falta de un sueño adecuado y reparador son causantes de muchos problemas de salud. Una de las muestras más evidentes de cansancio son los ojos hinchados y las ojeras que aparecen tras una mala noche o un duro día de trabajo.

Muchos cosméticos están destinados a corregir el aspecto cansado de nuestros ojos, sin embargo, el descanso es la mejor recomendación en estos casos para mantener una buena salud, no solo en nuestros ojos, sino en general.

New Call-to-action

No hay comentarios

Todavía no hay comentarios.

Escribe un comentario