Clínica Baviera
Llama gratis
900 180 100

Bye bye gafas con Cirugía Refractiva

Inflamación de un solo párpado: ¿a qué se debe y cómo solucionarlo?

En ocasiones se produce la inflamación de un solo párpado, que puede ser el inferior o superior. Veamos ahora las principales causas y posibles tratamientos de esta circunstancia.

Causas y tratamientos de inflamación de los párpados

El párpado es la parte de la piel que cubre el ojo. Su función principal no es otra que protegerlo de agentes externos, sin embargo, no es la única. También se encarga de humedecer el ojo, de limpiarlo y nos permite descansar mientras dormimos.

New Call-to-action

En ocasiones, esta parte del ojo puede verse afectada por diferentes motivos. En la mayoría de estos casos se inflama, a veces debido a una acumulación de líquido. Algunas de las causas más comunes por las que los párpados superiores se hinchan, son:

  • La falta de sueño. Dormir poco puede ser uno de los motivos por los que tus párpados se encuentren algo hinchados.
  • Otra de las causas más comunes son las reacciones alérgicas. Estas reacciones pueden afectar a un párpado o a los dos, además de provocar otras reacciones, como estornudos o la hinchazón de otras partes del cuerpo.
  • Picaduras de insectos. ¿Nunca te ha picado un mosquito en el ojo? En este caso, especialmente si la picadura se ha producido en la piel del borde de las pestañas, la inflamación suele ir acompañada de un bultito o granito rojo.
  • Infecciones víricas o bacterianas. Infecciones como la conjuntivitis, la blefaritis o los orzuelos son otras de las causas más comunes por las que se hincha el párpado. La conjuntivitis se produce por una inflamación de la conjuntiva y puede tener un origen alérgico en algunos casos. También puede estar provocada por virus o bacterias. La blefaritis, sin embargo, es una inflamación o infección del borde de los párpados, cuyos principales síntomas son trastornos como el enrojecimiento o la hinchazón palpebral.
  • En determinados casos, el hipotiroidismo puede manifestarse en el párpado. Por norma general esta hinchazón o inflamación del párpado no suele ir acompañada de dolor.
  • En muchas ocasiones se trata de un orzuelo, que es una protuberancia en el párpado producida por una glándula sebácea inflamada en el borde del mismo, justo donde contacta con la pestañas. La glándula inflamada adquiere una forma similar a un grano, inflamado, rojizo y, con frecuencia, sensible al tacto. En realidad, los orzuelos tienen un gran parecido con los granos comunes del acné. 
  • Blefaritis. La blefaritis es una inflamación del borde de los párpados a la altura de donde nacen las pestañas, también es muy común y se produce por el exceso de grasa de unas glándulas (Glándulas de Meibomio), que en condiciones normales realizan una importante función ya que ayudan a lubricar la superficie del ojo. El acné rosácea, la caspa del cabello y el ojo seco pueden convertirse, en algunas personas, en factores desencadenantes o causas de la blefaritis. En ocasiones, la blefaritis puede llegar a cronificarse.
  • Chalazión. Se produce por una obstrucción de las glándulas sebáceas, lo que origina la inflamación de párpado superior o del inferior, entre otros síntomas como: enrojecimiento del ojo, dolor y picor. En casos extremos, puede ser necesaria una pequeña intervención quirúrgica para solucionar el problema de la obstrucción que provoca el chalazión.

Primer plano de un ojo con el párpado inflamado

Posibles tratamientos

El tratamiento recomendado por el especialista dependerá de la causa de la inflamación y su gravedad, así como del tiempo que lleva el paciente sufriendo este problema y si es recurrente.

  • La conjuntivitis y otras infecciones en los ojos suelen remitir con colirios, los cuales pueden incorporar antibióticos. Estos medicamentos siempre deben ser recetados por el médico.
  • Los tratamientos para la blefaritis, el chalazión o el orzuelo suelen ser diversos: antibióticos intravenosos, medidas higiénicas y, en ciertos casos muy concretos, cirugía.
  • Los tratamientos profilácticos y preventivos, tratando, sobre todo, de evitar al máximo la exposición al agente patógeno, es habitual que den buenos resultados cuando el origen del problema es una alergia. En estos casos, el facultativo puede recetar también antihistamínicos o tratamientos de inmunoterapia para tratar los síntomas de la irritación provocada por la alergia.

Además de todo esto, las lágrimas artificiales suelen ser muy efectivas para aliviar la incomodidad y la irritación que una inflamación del párpado inferior puede llegar a causar en la superficie de los ojos.

La inflamación del párpado no debe ser confundida con el descolgamiento de esta misma estructura ocular, que suele ir asociado al paso de los años y que puede corregirse mediante una cirugía conocida como blefaroplastia, o con el ectropión, que se produce cuando el borde de uno de los párpados (más frecuentemente el del párpado inferior) se pliega en dirección opuesta a la superficie del ojo.

New Call-to-action

No hay comentarios

Todavía no hay comentarios.

Escribe un comentario