Clínica Baviera
Llama gratis
900 180 100

Bye bye gafas con Cirugía Refractiva

¿Qué pasa si duermes con lentillas?

Mucha gente se pregunta si se puede dormir con las lentillas puestas y lo cierto es que la respuesta es clara: no es nada recomendable no quitarse las lentillas para dormir. ¿Quieres las razones? En este post te explicaremos qué pasa si duermes con lentillas.

New Call-to-action

Mujer de ojos marrones sujetando una lentilla

Tus ojos no reciben suficiente oxígeno

El gran problema de usar lentillas mientras estás durmiendo es que se produce una disminución del oxígeno que llega a las córneas. La consecuencia de esto es que la superficie del ojo se reseca y la lente se queda pegada a la córnea.

Consecuencias de dormir con lentillas

Las consecuencias más habituales de la falta de oxigenación de los ojos por dormir con lentillas son las siguientes:

  • Sequedad de ojos.
  • Picor y ojos rojos.
  • Visión borrosa (transitoria).
  • Infecciones por acumulación de bacterias (esto ocurre porque la córnea puede llegar a agrietarse al no recibir suficiente oxígeno, abriendo un paso para la penetración de bacterias y virus).
  • Dificultades para extraer la lentilla (ya que tiende a quedarse pegada en el ojo).
  • Formación de úlceras en la córnea (sobre todo si se repite el hecho de dormir con ellas puestas).

Aunque los efectos de dormir con lentillas suelen ser fáciles de solucionar con lágrimas artificiales o antibióticos si se han llegado a producir infecciones, el Centro de Control y Prevención de Enfermedades de Estados Unidos ha alertado que las consecuencias pueden llegar a ser graves, sobre todo si está mala costumbre se convierte en habitual.

En los casos más graves se llegan a producir infecciones de consideración o recurrentes o úlceras en la córnea que pueden llegar a comprometer seriamente la visión.

Actualmente, existen lentillas con las que sí se puede dormir, ya que están fabricadas de un material especial que permite una buen oxigenación del ojo. Para cerciorarnos de que nuestras lentillas permiten ser usadas mientras dormimos, siempre debemos consultar a nuestro optometrista o a nuestro oftalmólogo.

La cirugía refractiva permite decir adiós a las lentillas

Las lentes de contacto suponen un gran avance, en cuanto a comodidad y ventaja estéticas, respecto a las gafas. Pero para la mayoría de pacientes con defectos refractivos existe la opción de operarse y, de esta forma, decir adiós tanto a las gafas como a las lentes de contacto.

La gran ventaja de la cirugía refractiva es que casi siempre se puede llevar a cabo mediante láser, lo que hace que estas operaciones sean muy poco invasivas y no requieran ingreso hospitalario. Por lo general, tras un breve descanso en la clínica, el paciente puede seguir el postoperatorio en su propio domicilio.

Lo más común es que, tras un par de días con ligeras molestias, el paciente pueda incorporarse muy rápidamente a su vida normal. La mejora en la visión se empieza a notar de inmediato tras la intervención, aunque la máxima capacidad visual no se da hasta pasadas una o dos semana. No obstante, todas estos periodos son orientativos, ya que todo depende del número de dioptrías operadas y si se produce o no alguna complicación, lo que es muy poco frecuente.

New Call-to-action

No hay comentarios

Todavía no hay comentarios.

Escribe un comentario